Los ebooks bien hechos se venden mejor

La edición digital es una disciplina heterogénea, que reúne elementos de diseño web, tipografía, marcado XML, corrección, etc. Todo ello se ve como un gasto cuantioso que muchas editoriales no están dispuestas a asumir, dejándolo en manos de profesionales externos cuyo trabajo no siempre alcanza la calidad requerida. Considerar la edición digital como un gasto oneroso no sólo es contraproducente en términos de calidad, sino incluso en el aspecto económico.

Hasta ahora, los editores se han venido preocupando casi en exclusiva del aspecto estético de los libros electrónicos: cómo los vería un lector en su dispositivo. Aunque es importante, se han descuidado otros elementos tan indispensables como la accesibilidad (algo capital para personas con algún tipo de discapacidad). El resultado es una ingente masa de libros con un marcado puramente estético.

Extractos de código o tablas convertidos en imágenes, encabezados no especificados como tales o listas presentadas como párrafos, son algunos de los elementos que más se repiten. Esto no es bueno por diversos motivos: da problemas a las tecnologías accesibles e impide el simple acto de copiar un trozo de texto; complica la interpretación del contenido por parte de un buscador; incluso presenta inconvenientes a la hora de buscar el libro en lo referente a sus metadatos o contenidos.

A la hora de comercializar los libros, no cabe duda de que la indexación correcta de los datos será importante para que el texto pueda encontrarse en ese enorme universo de contenidos que es Internet. De ahí la importancia de marcar correcta y semánticamente los contenidos del mismo. Por ejemplo, un buscador otorga más importancia a los términos de un encabezado que a los del texto general: si tenemos un libro sobre carpintería donde la palabra aparece varias veces en un encabezado (h1, h2…) este libro aparecerá en una búsqueda antes que otro que contenga muchas veces la palabra «carpintería», pero con un marcado erróneo (con p class=»encabezado»).

Los editores deben «exponer» sus libros en la web para que estén disponibles y fáciles de encontrar por los lectores; esto implica que deben cuidar al máximo el marcado y etiquetado de los libros, puesto que de ello dependerá su comercialización.


__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"62516":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default Palette","value":{"colors":{"62516":{"val":"var(--tcb-skin-color-0)"}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"62516":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"89b00":{"name":"Main Accent","parent":-1},"f4f63":{"name":"Accent Dark","parent":"89b00","lock":{"saturation":1}}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default","value":{"colors":{"89b00":{"val":"var(--tcb-skin-color-0)"},"f4f63":{"val":"rgb(28, 40, 49)","hsl_parent_dependency":{"h":206,"l":0.15,"s":0.27}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"89b00":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45,"a":1}},"f4f63":{"val":"rgb(12, 17, 21)","hsl_parent_dependency":{"h":206,"s":0.27,"l":0.06,"a":1}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
« ARTÍCULO ANTERIOR
__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"89b00":{"name":"Main Accent","parent":-1},"f4f63":{"name":"Accent Dark","parent":"89b00","lock":{"saturation":1}}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default","value":{"colors":{"89b00":{"val":"var(--tcb-skin-color-0)"},"f4f63":{"val":"rgb(28, 40, 49)","hsl_parent_dependency":{"h":206,"l":0.15,"s":0.27}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"89b00":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45,"a":1}},"f4f63":{"val":"rgb(12, 17, 21)","hsl_parent_dependency":{"h":206,"s":0.27,"l":0.06,"a":1}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
SIGUIENTE ARTÍCULO »

Otros artículos:

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}
>
 
Gracias por compartir este contenido.
Puedes seguirnos en las redes para estar al tanto con los próximos artículos:
Comparte esto con quien quieras