6 consejos útiles para mejorar una novela

Si sigues el blog estarás acostumbrado a leer muchos consejos de escritura que van desde el proceso previo de planificación a la revisión final.

En Sinjania escribimos desde la perspectiva que nos da la experiencia de llevar ocho años impartiendo cursos de escritura, pero consideramos que también puede ser útil e interesante para todos los que leeis el blog conocer la experiencia de nuestros alumnos.

¿Quién mejor que otro escritor para hablar de cómo vive la escritura de una novela, dónde busca su inspiración o cómo afronta el proceso de revisión?

Para que nos cuente su experiencia hoy entrevistamos a Javi Navas, un entrenador de salto de pértiga y escritor apasionado que tiene ya dos novelas, La Torre de la Sabiduria y Abuelos y nietos contra los extraterrestres, a la venta.

Javi Torres ha realizado una Tutoría de Proyectos Narrativos para darle la última revisión a Abuelos y nietos contra los extraterrestres, una novela que rezuma humor y una sutil ternura. Te la recomendamos si te gustan los libros juveniles de aventuras o como regalo para un joven lector estas navidades.

Seguro que puedes sacar muchas cosas útiles de su experiencia.

[Sinjania] 1. Cuéntanos, para empezar, de qué va Abuelos y nietos contra los extraterrestres, qué historia nos cuenta.

[Javi Navas] Es una historia en la que unos sencillos abuelos se ven obligados a acudir al rescate de su hija y su yerno que han sido secuestrados por extraterrestres. Como los nietos están a su cargo no les queda más remedio que llevárselos consigo.

Eugenio, el abuelo, es un enamorado de los misterios del universo y creyente entusiasta en la vida extraterrestre. A pesar de la angustia por la pérdida de su hija se siente maravillado por los descubrimientos que va haciendo.

Los nietos son dos hermanos adolescentes y un bebé. Los dos jóvenes se llevan fatal y están constantemente discutiendo.

En ese viaje encontrarán algunos aliados, pero también sufrirán la persecución de los temibles “grises”.

Es una aventura espacial, pero también de descubrimiento y superación.

abuelos y nietos[S] 2. ¿Cómo se te ocurrió, dónde te inspiraste?

[J. N.] Mi inspiración proviene de todo lo que he leído y de las películas que he visto. Mis géneros preferidos son precisamente la fantasía, ciencia ficción y humor.

Estaba escribiendo la que es mi primera novela La Torre de Sabiduría y le iba enviando los capítulos a mi hermana para que me diese su opinión. No sé qué es lo que me dijo que me dio la idea para Abuelos y nietos contra los extraterrestres. Empecé a escribirlo antes incluso de terminar la anterior.

Los protagonistas de Abuelos y nietos… son mis padres, mi abuela, mi hermana, tres de mis sobrinos, y un personaje inventado que es mezcla de mis hermanos y de mí mismo.

En realidad la principal inspiración fue mi padre, entusiasta de la vida extraterrestre. Se me ocurrió hacer esa historia para regalársela. Ni que decir tiene que alucinó y le gustó un montón.

[S] 3. ¿Cómo fue el proceso de escritura? ¿Te llevó mucho tiempo, cómo eran tus jornadas de escritura?

[J. N.] Nunca había escrito antes. Las jornadas fueron a destajo. No tenía ninguna formación como escritor, pero sí muchas ideas. Saltaba continuamente de una novela a otra y no daba abasto a escribir. Tarde dos meses en escribir las dos. Como era verano y estaba de vacaciones no tuve problemas para dedicarme al completo a la escritura. Desde ese momento no he dejado de escribir.

[S] 4. Una vez escrita, ¿la publicaste de inmediato?

[J. N.] Como quería regalársela a mis padres, hermanos y sobrinos la revisé un par de veces y la publiqué de inmediato con Círculo Rojo. Fue precipitado, como he podido comprobar después. Cometí muchos fallos y aunque la idea era buena mi técnica y conocimientos eran pésimos.

Por suerte no publiqué La Torre de Sabiduría. Solo hice algunas impresiones privadas para familiares y amigos y así he podido publicarla durante noviembre de 2015 con garantías de calidad.

[S] 5. Sabemos que la opinión de los lectores ha jugado un papel determinante en tu decisión de seguir trabajando en la novela para mejorarla cada vez más. ¿Cómo recabaste sus opiniones?, ¿qué recuerdos guardas de ese intercambio con quienes leían tu novela y te daban ideas para mejorarla?

[J. N.] La mayoría de la gente me dio opiniones muy positivas, que no me ayudaron mucho. Pero hubo dos personas, a las que odio profundamente, que me pusieron a bajar de un burro y me sacaron muchos fallos e incluso llegamos a discutir porque querían que cambiase tal o cual escena.

En ese primer momento les deseé la peor de las muertes, sufriendo los peores tormentos y que aullasen de dolor. Después me di cuenta de que gracias a sus consejos la historia mejoró un montón. Esto sirvió para odiarles más. Pero cada vez que termino una novela se la envío a ellos, uno de mis amigos, Jesús Gómez, y mi hermana Ainhoa (y protagonista en Abuelos y nietos…), ya que son los únicos que no me hacen la pelota y si me tienen que decir algo odioso me lo dicen y se quedan tan panchos (son unos seres ruines y endemoniados). Lo malo es que cada vez que hablo con ellos sobre mis novelas sirve para que me vaya pasando al lado oscuro (al final escribiré alguna historia en la que sean víctimas de tormentos que ríete tú de la Inquisición).

Algunas opiniones muy importantes fueron también la de varios blogs que tuvieron la amabilidad de reseñar la primera edición. Aunque, en general, la crítica fue buena, también destacaron algunos puntos débiles que he intentado mejorar para esta segunda edición.

[S] 6. Finalmente te decidiste a contar con ayuda externa, profesional. ¿Cómo fue la experiencia, qué aprendiste de ella?

[J. N.] Solicité un informe literario a la empresa Tregolam. Quien lo realizó fue la escritora Mercedes Figuerola y me dio ideas muy buenas para mejorar la historia. Me destacó los errores y aciertos y me hizo ver que, aunque la historia tenía potencial, la técnica no era adecuada. Me dio el consejo más importante de todos: tomar clases de escritura.

Gracias a esto reescribí los dos libros completamente cambiando muchísimas cosas y mejorando tanto la historia como la técnica. El resultado ha sido esta segunda edición de Abuelos y nietos…

Posteriormente solicité una corrección/tutoría a Sinjania, para rematar el libro y darle un plus de calidad a esta segunda edición. Decidí utilizar a una segunda empresa por tener una segunda visión, lo que me parece más enriquecedor.

[S] 7. Comentas que has hecho también un curso de escritura. ¿Ha sido provechoso?, ¿recomendarías la experiencia?, ¿por qué?

[J. N.] Ha sido la mejor decisión y la mejor inversión. Durante un año realicé dos cursos de escritura creativa y uno de literatura fantástica en la Escuela de Escritores. Todo a través de internet, ya que me resultaba imposible acudir a clases presenciales debido al trabajo.

¿Provechoso? Yo diría imprescindible. Aunque siempre he sido bastante autodidacta y de forma paralela me he ido formado con libros y manuales, los cursos han resultado muy interesantes, divertidos y me han permitido descubrir técnicas que ni sabía que existían. Creo que es imprescindible formarse si te quieres dedicar a la escritura.

[S] 8. Y todavía has decidido darle una nueva revisión a Abuelos y nietos contra los extraterrestres. ¿Qué te preocupaba?

[J. N.] Después del error inicial no quería pecar de lo mismo y, antes de publicar la segunda edición, quería dejarla lo mejor posible, por respeto hacia mi texto y hacia los lectores, y también para recibir enseñanzas directamente aplicadas a algo real y no a ejercicios. Eso me motivó a contactar con Sinjania y solicitar una corrección/tutoría. Quien se encargó del trabajo fue Natalia Martínez.

Además de la corrección ortográfica y de puntuación, me dio una opinión externa y profesional sobre la novela que me ayudó a mejorarla.
Uno de los mejores consejos de Natalia ha sido el de ampliar las descripciones de los escenarios extraterrestres, que se habían quedado un poco escasas; o también cuando me señaló escenas que no estaban todo lo bien explicadas que podrían estar. Gracias a eso, entre otras cosas, he podido seguir reescribiendo y mejorando la novela.

[S] 9. ¿Te sientes ahora satisfecho del resultado final?

[J. N.] Muy satisfecho. Constantemente leo sobre escritores que dicen que no les gusta nada de lo que escriben. Yo disfruto muchísimo leyendo mis textos ya que intento escribir lo que me gustaría leer.

[S] 10. ¿Qué conclusiones has sacado de toda esta experiencia? Cuando escribas una nueva novela, ¿qué cosas harás de diferente manera?

[J. N.] La principal conclusión es: se necesita formación. Cuanta más, mejor. También que, por muchas revisiones y vueltas que des a una historia necesitas una opinión externa de alguien entendido para pulir la historia y hacer que brille. No es peloteo, es lo que tenía que haber hecho desde el principio, pero por suerte lo he aprendido pronto.

Los cambios ya los he hecho. No es algo puntual, son muchísimas cosas. Es una forma de escribir, un estilo y un conocimiento que vas aplicando a medida que avanzas en la formación, así que es difícil enumerar las cosas que ya he cambiado.

Lo que sí he notado es que en las dos últimas novelas que he escrito (Mascotas y fieras y Toros que embisten olas), que todavía están en proceso de revisión, me ha costado muchísimo menos revisar y corregir.

Para estas dos últimas, y la que estoy escribiendo actualmente (La bruja y el bosque) he realizado un completo proceso de planificación, con extensas fichas de personajes, bocetos de estructura, un guión detallado (que luego resulta que tienes que ir cambiando porque los personajes deciden ir por otro sitio), entre otras cosas.

Lo menos divertido es la planificación, porque a veces se hace pesado y porque estás deseando ponerte a escribir. Pero una vez hecha la estructura la escritura es mucho más fácil y fluida.

SOBRE JAVI NAVAS

Aunque pretendo que la escritura pueda convertirse en un segundo trabajo-pasión, lo cierto es que mi primer trabajo-pasión y medio de ganarme la vida es ser entrenador de salto con pértiga en el Centro de Alto Rendimiento deportivo de Madrid.

Ha sido otra pasión que se convirtió en trabajo y para la que el proceso de formación ha sido muy parecido. Mucho estudio pero sobre todo mucha autoformación y puesta en práctica de lo que vas aprendiendo. Con la supervisión esporádica de diferentes profesionales (semejante a las revisiones literarias), hasta llegar al punto en que estoy.

Mi mejor atleta fue Montxu Miranda, vasco como yo, que detenta el récord nacional de salto con pértiga con 5,81 metros.

Actualmente, el mejor que tengo es Igor Bychkov, cuya mejor marca (de momento) es 5,65 metros.

Y todavía queda mucho más por aprender y resultados por conseguir.

Puedes seguir a Javi Navas en Facebook.

¿Qué puedes aprender de la experiencia de Javi Navas?

  • Escribir un borrador puede llevar poco tiempo, pero el proceso de revisión es más laborioso. A Javi le llevó casi un año.
  • Es bueno recabar la opinión de lectores beta. Gente de confianza que esté dispuesta a darte una opinión sincera y te ayude a mejorar tu obra.
  • Es conveniente aprender a escribir, el buen manejo de las técnicas literarias que aprenderás en un curso de escritura puede cambiar por completo tu novela.
  • Contar con ayuda profesional no solo mejorará la novela para la que la contrates, sino todas las que escribas a continuación. Aprenderás muchas cosas que podrás aplicar siempre.
  • El proceso de preparación de una novela puede ser un poco aburrido, pero te facilitará las cosas y permitirá que la escritura fluya sin bloqueos.
  • La planificación previa es necesaria, pero también hay que ser flexible y dejar que la creatividad te guíe.

Guardar


__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"62516":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default Palette","value":{"colors":{"62516":{"val":"var(--tcb-skin-color-0)"}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"62516":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"89b00":{"name":"Main Accent","parent":-1},"f4f63":{"name":"Accent Dark","parent":"89b00","lock":{"saturation":1}}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default","value":{"colors":{"89b00":{"val":"var(--tcb-skin-color-0)"},"f4f63":{"val":"rgb(28, 40, 49)","hsl_parent_dependency":{"h":206,"l":0.15,"s":0.27}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"89b00":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45,"a":1}},"f4f63":{"val":"rgb(12, 17, 21)","hsl_parent_dependency":{"h":206,"s":0.27,"l":0.06,"a":1}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
« ARTÍCULO ANTERIOR
__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"89b00":{"name":"Main Accent","parent":-1},"f4f63":{"name":"Accent Dark","parent":"89b00","lock":{"saturation":1}}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default","value":{"colors":{"89b00":{"val":"var(--tcb-skin-color-0)"},"f4f63":{"val":"rgb(28, 40, 49)","hsl_parent_dependency":{"h":206,"l":0.15,"s":0.27}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"89b00":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45,"a":1}},"f4f63":{"val":"rgb(12, 17, 21)","hsl_parent_dependency":{"h":206,"s":0.27,"l":0.06,"a":1}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
SIGUIENTE ARTÍCULO »

Otros artículos:

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}
>
 
Gracias por compartir este contenido.
Puedes seguirnos en las redes para estar al tanto con los próximos artículos:
Comparte esto con quien quieras